Patronat de Turisme de la Diputació de TarragonaDiputació de Tarragona
Terres de l'Ebre 
© Paco Climent 2
© Camilo Albert Fernandez
© Josep Maria Navarro
© Pau Massip
© Roberto Bueno
© Josep Maria Navarro
© Alain Fabre
© Paco Climent
© Batiste Estop
© Paco Climent

SebesReserva Natural

Qué encuentran los Avetoros comunes en la Reserva Natural de Sebes?

Una de las aves más escasas en nuestro país y más difícil de ser observada a corta distancia es el Avetoro común (Botaurus stellaris). Sus hábitos crípticos y movimientos en medio de los densos cañaverales complican  su observación, incluso en los lugares donde se puede encontrar habitualmente. Por este motivo resulta extraordinario que en un espacio natural pequeño como la Reserva Natural de Sebes, desde el observatorio de la laguna se hayan avistado simultáneamente hasta tres ejemplares. Y no se trata de observaciones puntuales, sino que casi resulta segura su observación durante el período comprendido entre noviembre y marzo.
Entonces, que tiene de excepcional esta zona de humedales del Ebro para que cada año durante el período de invernada se observen regularmente ejemplares de avetoro común?

En los últimos años se está desarrollando una gestión activa de manejo de las 60 hectáreas de cañaverales mediante la pastura con caballos de la Camarga para abrir zonas con vegetación más baja intercaladas entre zonas más densas. Cuando se inundan, estas zonas son el hábitat de multitud de invertebrados y peces de pequeño tamaño que son la fuente de alimentación de diversas especies de aves. También se está controlando la población de peces exóticos, especialmente aquellos que inciden sobre les puestas de otros o los predadores. A la vez, el control manual de la vegetación de la laguna de Sebes, con la ayuda de voluntarios, permite mantener canales, con entrantes y la preparación de zonas como ponedores.

Gracias a estas actuaciones podemos disfrutar de la observación continuada de esta ave excepcional, y obtener imágenes espectaculares a corta distancia como las que os mostramos. Ahora bien, el siguiente paso, es conseguir que, al igual que encuentra una buena zona de alimentación y reposo durante el otoño y el invierno, se acabe estableciendo como nidificante.

Es por este motivo que se ha solicitado un proyecto a la Fundación Biodiversidad y a la Generalitat de Catalunya para mejorar estas actuaciones de gestión, y extenderlas a la conservación de canales y antiguas lagunas de la Reserva. Con estas acciones esperamos disfrutar del Avetoro común durante todo el año en la Reserva Natural de Sebes.