Patronat de Turisme de la Diputació de TarragonaDiputació de Tarragona
Terres de l'Ebre 
© Enblau
© Enblau
© Enblau
© Enblau
© Enblau
© Enblau
© Enblau
© Enblau
© Enblau
© Enblau

Enblaucreadores de aventuras

Birdwatching en piragua

Las Terres de l’Ebre son un escenario ideal para las actividades en la naturaleza. Su geografía particular, con sierras y macizos, el río Ebro, y el Delta, la convierten en un espacio único, tanto a nivel ecológico como humano. No en vano, el año 2013, fueren declaradas Reserva de la Biosfera por la UNESCO, convirtiéndose en la segunda reserva existente en Catalunya.

En este singular paisaje nace Enblau, una pequeña empresa familiar dedicada a las actividades de caiac y senderismo en las Terres de l’Ebre, actividades que ofrecemos de forma personalizada, con un trato próximo a nuestros clientes y con el ánimo de mostrar y descubrir nuestro magnífico entorno más tranquilamente. Es por ello que no solemos juntar grupos diferentes, ofreciendo de esta manera una actividad a vuestro propio ritmo y según vuestras posibilidades. Nuestra voluntad es que la gente disfrute con la práctica deportiva y transmitir nuestra estima por el territorio, dando a conocer su patrimonio de una manera diferente.

En Enblau os ofrecemos diferentes actividades: descenso en caiac por el Ebro, senderismo, recorridos históricos en caiac (con colaboración con Terra Enllà), salidas de senderismo fotográfico o birdwatching en piragua, actividad de la que somos pioneros en el río Ebro catalán.

El birdwatching en piragua, tal y como su nombre indica, se trata de la observación de aves utilizando la piragua como método de desplazamiento en un tramo del río Ebro. El caiac, o piragua, es una embarcación perfecta para este tipo de actividad, ya que es un sistema de transporte sostenible, silencioso y que se mimetiza muy bien con el entorno. Además, nos permite llevar el material que deseamos, y su estabilidad y maniobrabilidad nos dan la posibilidad de llegar a rincones donde sería imposible aproximarse con otro tipo de embarcaciones.

Generalmente realizamos la actividad de birdwatching en el tramo de río comprendido entre García y Móra d’Ebre. En un descenso normal, este tramo comporta aproximadamente una hora de recorrido, pero cuando realizamos la observación de aves se suele alargar dos horas o más, según el número de aves que veamos. Este tramo de río nos da la oportunidad de adentrarnos en algunos de los rincones más salvajes del río Ebro, como la desembocadura del río Siurana o la isla de Subarrec. En todo el tramo se pueden observar aves, pero es gracias a estos puntos concretos que el tramo escogido para la actividad es ideal para observar especies más difíciles de encontrar a río abierto, como por ejemplo el martín pescador, una de las aves más bonitas del territorio. Uno de los lugares también destacable en este tramo es el acantilado próximo al galacho de Subarrec, donde en ocasiones se puede ver alguna ave rapaz o incluso algún cuervo. En general, el tramo de Garcia a Móra es un tramo muy agradecido para observar aves, y se pueden ver numerosas especies, que varían según la época del año, como el cormorán, la garza imperial, el milano negro, el abejaruco o el andarríos grande, entre otros. También hay especies que se pueden observar durante todo el año: la garza real, la garceta común o el martín pescador son sólo algunos ejemplos.

Así pues, el birdwatching en piragua, todo y poderse disfrutar siendo un experto en las dos materias, es una actividad perfecta para iniciarse tanto en el mundo del caiac como en el mundo de la ornitología, ya que para practicarlo no es necesario experiencia en ninguno de los dos campos, pues un monitor os acompañará durante todo el recorrido, enseñándoos todo lo que necesitáis saber para navegar con piragua y orientándoos en la observación de las aves que iréis encontrando. Todo ello hace la actividad perfecta para familias y para diferentes franjas de edad.

La ruta comienza en el embarcador de Garcia, con el reparto del material: chalecos salvavidas, piraguas (simples o dobles), palas, bolsas estancas para poder llevar el material que no se puede mojar, prismáticos y fichas plastificadas para poder identificar algunas de las aves que nos encontraremos. Antes de entrar al agua, hacemos una introducción al manejo de las piraguas y explicamos algunas de las aves que podremos ver durante el viaje. Una vez resueltas todas las dudas, iniciamos la ruta. Durante todo el tramo, el monitor nos irá guiando a las zonas más interesantes y nos ayudará en las identificaciones de las aves que iremos encontrando hasta llegar a Móra, donde finaliza la experiencia.

Con el objetivo de favorecer la observación de aves, se recomienda hacer la actividad en grupos reducidos, alrededor de 10 personas. Si el tiempo acompaña y apetece, una experiencia interesante es parar en una isla del río y disfrutar de un baño.

Para más información sobre esta o otras actividades que realiza Enblau podéis visitar la página web www.enblau.cat

También nos puedes encontrar en las redes sociales: Facebook, Instagram, Twitter, Pinterest o blogger